el huerto de lucas: un mercado orgánico en Madrid

Un nuevo proyecto supone siempre un gran aprendizaje. Aprendes tanto de las personas que forman parte de él, como de la temática en la que te sumerges como de ti mismo.

Hace más de un año empezamos a trabajar con los chicos de Proyecto Los Aires (os hablamos de su proyecto aquí) y además de aprender muchísimo sobre el aceite hemos aprendido muchísimo sobre los procesos de producción que se llevan a cabo en el campo, lo que nos ha llevado a que nuestra preocupación por lo que comemos aumentara.

Porque estamos hartos de oír que los tomates ya no saben a tomate, pero necesitamos recursos para acceder a productos de calidad, cuyos procesos de producción respeten el medio ambiente, sin aditivos químicos, donde se garanticen las condiciones de vida de los animales de los que proceden.

Con la intención de poner a nuestro alcance gran cantidad de estos productos ha nacido El huerto de Lucas.

ebcd0d4b3e00b2b44c4018eb1848f0c3El huerto de Lucas es un proyecto ecogastrocultural situado en Chueca, donde ya desde su construcción se ha respetado el medio ambiente, garantizando el aprovechamiento energético máximo, bien a través de los materiales elegidos como de la orientación, ventilación…

da858d4cdf842e52962c5e09c94613d7

73bce6961c0b39c6501620d7f1e5c463

4819c08757249fbc43d9ddfac09b5018bdab2147c80c045191c40102ece8b2b8

Un mercado donde encontramos frutas y verduras, panes, carne, zumos, quesos, tés y mucho más.

10155907_296421513848321_582309950_nhuerto-valores-00210352780_317316525092153_7429479269219295078_n

Y por si esto fuera poco, también tienen una cantina orgánica donde saborear estos maravillosos productos de la mano del chef Javier Muñoz Calero.

cantina-004

Un lugar para que nuestros sentidos, nuestra salud y nuestro medio ambiente disfrute.

No se le puede pedir más.

*cris

Mama Campo o dónde disfrutar comprando alimentos

Si hay una acción consumista que me apasiona por encima de todas es comprar comida, creo que es algo que he heredado de mi padre, y es que mi querido progenitor ha llegado a “perderse” en un solo pasillo de un super, analizando y escrutando las etiquetas al máximo averiguando procedencia, relaciones, calidades y muchas más cosas de todos los productos.

Y os cuento esto porque hace aproximadamente tres semanas mi sensor para localizar productos geniales se activó al descubrir esta fabulosa tienda. Gracias a una foto que compartió Carlos Villoslada (qué crack eres por cierto) de sus canastos mi curiosidad se despertó mi curiosidad por el fantástico espacio que se veía en ella, un click y voilá Mama campo se abrió ante mis ojos.

155974_475465535825505_1778328668_n

Gran selección de productos, calidad a raudales, un espacio cuidado, repleto de sencillez y a la vez de detalles, pan del que hace que te rujan las tripas nada más verlo, yogures, huevos, flores, verduras y más y más.

1555314_666315070073883_262110288_n 1688059_664278973610826_1398915344_n1555450_664278966944160_474035984_n 1609599_664278970277493_1255907054_nAuténticos colores, esa sensación de que todo lo que hay alrededor te apetece, garantía de que todo lo que metas en  la cesta es un producto cuidado desde el origen y sabes que sí  o sí va a estar buenísimo.  999958_664278990277491_2013438765_n

1619181_664278996944157_2108310920_nY por si esto os parece poco, deciros que tienen un pequeño restaurante y que en breves tendrán disponible el servicio de envío a domicilio, más no se puede pedir!1779776_664278963610827_1299263013_n

Y aunque quería haber ido en persona antes de compartirlo con vosotros no he podido resistir la tentación!!! Eso sí prometo una crónica super completa el día que vaya!

*cris